sábado 11 de julio, 2020

Modelo chamuscado

0

Humberto Vacaflor Ganam

26 agosto 2019

El modelo cruceño de desarrollo, que los tres principales candidatos, incluido el vetado por un referéndum, proponen para todo el país, quedó chamuscado la semana pasada con los incendios autorizados por el gobierno del vetado.

La tierra es el principal factor de este modelo, cuando está en manos de personas de bien que, para comenzar, no la van a quemar, y luego no la van a usar para propósitos ilegales.

En este caso, según se sabe, los asentamientos programados por el gobierno en la región más afectada por el fuego mostraron demasiada prisa de los colonos para habilitar esas tierras con el propósito de plantar cocales.

Al principio del siniestro, el presidente justificaba los incendios con el argumento de que “si no chaquean, ¿de qué van a vivir? Cuando el infierno se hizo incontrolable, mandó a sus ministros a Roboré, en lugar de enviar sus disculpas y soluciones. La presencia de los ministros cerca de un problema no tiene necesariamente resultados positivos, como se ve en todos los casos.

El criterio de los aspirantes a cocaleros es que los cultivos estarían ahora más cerca de Brasil que los actuales, un detalle que, desde el punto de vista de la logística, es decisivo: en el país vecino están los mayores mercados de la cocaína.

Un kilo de droga que en Chapare cuesta 1.000 dólares, en la frontera llega a 6.000, porque tiene que atravesar todo el departamento de Santa Cruz. Por lo tanto, poner cocales en Tucabaca es una decisión inteligente: la merca estará más cerca de los consumidores.

Lo cierto es que este infierno mostró que el modelo debe ser cuidado. Habrá que comenzar por definir si el gobierno está del lado de la legalidad, o si es cómplice de la ilegalidad. El experto alemán Markus Schultzie dice que en algunas geografías de nuestra zona se da lo que él llama la “crimi-legalidad”. Actividades económicas ilegales que ganan “legitimidad” con hábiles manejos políticos.

Por lo tanto, surge un primer tema para el debate público que deberían tener los tres candidatos acerca del modelo: ¿será puesto a disposición de actividades legales únicamente, o las otras tendrán alguna opción? ¿Si surgiera en los nuevos cocales una corriente y un líder que no solamente proponga dar luz verde al cultivo a la coca, sino también a la droga, estará vetado, o no?

En fin, que el modelo tiene sus bemoles.

COMPARTIR.

DEJA UNA RESPUESTA