A pesar de que el precio del petróleo cerró el primer trimestre de este año al alza, el precio de exportación del gas boliviano caerá durante el segundo trimestre del año. La caída es muy pequeña gracias al repunte del precio en Marzo.

Sin embargo, para este trimestre, el gas a Brasil cayó en 0,89% y en 0,80% el que va a Argentina

Entre el 1 de abril y el 30 de junio de 2013, el precio del gas para el mercado argentino será de US$10,51 por millón de BTU, esto es 0,8% por debajo de los US$10,59 del primer trimestre.

Brasil pagará US$8,92MMBTU ó 0,89% menos con respecto a los nueve dólares pagados hasta marzo. Según HidrocarburosBolivia.com Se trata de un cálculo preliminar que se deberá confirmar con los volúmenes oficialmente exportados entre abril y junio de 2013.

Si Argentina importa 16 millones de metros cúbicos diarios (MMCD) cancelará 8,31 dólares, pero si su demanda sube a 27,5 MMCD deberá pagar 9,78 dólares, aclara el portal.

En un comunicado, Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) informó que las exportaciones de gas se incrementaron de un promedio de 39,19 MMm3d en 2012 a 47,42 MMm3d en marzo de este año.

Los volúmenes enviados a Argentina tienen programado aumentar, esto según el contrato. El año pasado subieron en 2,6MMMm3d que era lo que YPFB había logrado reservar para el proyecto del Mutún. Sin embargo el proyecto requería de al menos 6MMm3d.

El Mutún ahora usaría carbón, y los 2,6MMm3d se van a Argentina.

En otros temas de gran importancia para la economía boliviana, el tema del aumento salarial fijado en 8% y 20% para el salario mínimo, sigue generando polémica en el país.

Según una encuesta en los mercados paceños hecha por El Diario, el sólo anuncio de un incremento salarial del 8%, provocó que en las últimas horas se incrementen los precios de algunos los productos de la canasta familiar en por lo menos 10%.

El sector exportador del país demandó al Gobierno la revisión del incremento del 20% al salario mínimo nacional, mientras se aguarda una reunión de emergencia de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia.

La Cámara de Industria, Comercio, Servicios y Turismo de Santa Cruz (Cainco) advierte que los incrementos frenarán la generación de empleos y la inversión privada.

Otro elemento a tomar en cuenta es que estos incrementos alcanzan sólo a los trabajadores que están en el sector formal, mientras que el 53% de los hombres y el 68% de las mujeres que forman parte de la población económicamente activa, trabajan en el sector informal, los que no tendrán acceso a este incremento.

Este es un tema crucial, para igualar el aumento en otros sectores, los transportistas bien podrían argüir que los pasajes deben subir en la misma proporción que el aumento en los salarios para que sus propios salarios también aumenten en 8%. Lo que echaría por tierra todos los acuerdos de tarifas de transporte que se han logrado con tanta dificultad hasta ahora.

Otro tema relacionado es el de los trabajadores del sector público, ya que se ha anunciado que recibirán un aumento salarial por primera vez en 10 años. Lo que ha despertado una polémica aun mayor.

Según Página 7 de La Paz, entre 2006 y2012, el número de empleados públicos del país se incrementó de 75.290 a 125.281, lo que representa un crecimiento del 66%, con el consiguiente aumento del gasto estatal en salarios, según datos del Ministerio de Economía.

Según un informe del ministro Arce al Legislativo, el gasto en sueldos y salarios del sector público entre 2006 y 2012 subió de Bs8.091MM a Bs20.766MM, un incremento de 156%. Esto sólo corresponde al aumento en el número de empleados, ya que los salarios tienen un tope fijado por el salario del presidente Morales.

Al respecto, el secretario ejecutivo del Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana (CEUB), Eduardo Cortez, sugirió al presidente Evo Morales incrementar su sueldo para permitir mayor amplitud en la escala salarial pública.

En 2006, Morales determinó que su salario es de 15.000 bolivianos y ningún funcionario público puede ganar más que él. Cortez dijo que existen valiosos profesores que prefieren dejar la enseñanza ante el desalentador panorama salarial.

No está claro si el presidente Morales terminó la secundaria. Por lo que elreclamo delsector de la educación se hace aún más relevante.

 

Comments are closed.