El presidente ejecutivo del Servicio de Impuestos Nacionales (SIN), Erick Ariñez, dio una buena noticia para las finanzas del estado.

Según Ariñez, la recaudación tributaria del mercado interno a octubre de este año en un 13%, en comparación con enero octubre 2013.

Ariñez explico que el crecimiento de la recaudación del mercado interno se debe al incremento del 19% en la recaudación del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y el 9% del Impuesto sobre las Utilidades de las Empresas (IUE), resultado del pago voluntario de los contribuyentes y de las labores de fiscalización y control del SIN.

Ariñez no hizo mención de la baja calificación de Bolivia en el ranking de facilidad para hacer negocios del Banco Mundial. Que dice que el sistema boliviano de impuestos es el más difícil para los contibuyentes.

Bolivia ha empeorado su posición general en el ranquin para 2015, pasamos del puesto 151 al puesto 157 entre 189 países. Una caída de 6 posiciones en el ranking de facilidad de hacer negocios.

Pero la peor calificación que logró Bolivia es en el tema del pago de impuestos. Por segundo año consecutivo ocupamos el último lugar en el mundo. El Servicio de Impuestos Nacionales es el que le presenta más dificultades a los contribuyentes.

El BM no ha encontrado en el mundo un peor sistema que el nuestro. Y no es que los impuestos son los más latos, hay muchos países donde se pagan impuestos mucho más caros. El Ranking se refiere a lo difícil que es para una empresa mediana promedio cumplir con sus obligaciones tributarias.

Por ejemplo, está el Número total de tributaciones por año. El indicador refleja el número total de impuestos y contribuciones pagados, el método de pago, la frecuencia de pago y el número de organismos que intervienen durante el año.

En Bolivia una empresa mediana debe hacer 42 pagos anuales en promedio, mientras que en América Latina son sólo 29,9, en los países ricos son solo 11,8.

La peor calificación de todas para Bolivia es la del tiempo que se requiere para cumplir con el pago de impuestos. Presentar y pagar (o retener) el impuesto sobre los ingresos de sociedades, el impuesto sobre el valor agregado y las contribuciones a la seguridad social (en horas al año).

En Bolivia una empresa mediana promedio necesita 1.025,00 horas anuales para pagar impuestos en la región son sólo 365,8 y en los países desarrollados 175,4.

En Bolivia una empresa mediana debe dedicarle casi cuatro horas diarias de trabajo al pago de impuestos.

Lo malo de este sistema es que en Bolivia muy pocos son los que pagan impuestos recordemos que según el ministerio de economía el 70 de la población que trabaja lo hace en el sector informal, que por definición no paga impuestos.

El hecho de que el sistema de impuestos haga que sea tan difícil pagar impuestos podría explicar en parte porque sólo 30% contribuye.

Esto es lo que se llama un incentivo perverso. Es un incentivo a la informalidad y la evasión de impuestos.

Por ahora Bolivia mantiene el peor sistema de cobro de impuestos del mundo, para mejorarlo se podría seguir el ejemplo de cualquier otro país.

 

Comments are closed.