Bolivia concluyó 2013 con una inflación acumulada de 6,48 %, según informó ayer el Instituto Nacional de Estadística (INE). El ministro de Economía y Finanzas, Luis Arce Catacora, había previsto en octubre de 2012, que la inflación para el año que concluyó no pasaría del 5 por ciento, aunque después elevó la proyección hasta 8 %.

Según el INE, diciembre tuvo una inflación de apenas 0,08 % y fue el segundo mes del año menos inflacionario después de noviembre, que registró la tasa negativa de 0,03%, es decir que los precios bajaron.

La cifra fue sospechosamente anunciada por el ministro de economía a principios de diciembre. Lo que parece increíble, es que a pesar del doble aguinaldo, los precios habrían bajado en diciembre, que es históricamente uno de los meses más inflacionarios.

La cifra es realmente difícil de creer para algunos economistas que han llegado a ofrecer cifras alternativas.

Según el día de Santa Cruz, Desde el año 2007, el Ejecutivo modificó el valor de los alimentos del 49,1% al 39,3%, en el cálculo del IPC.

Por esta razón, el  analista Carlos Schlink, sostiene que las cifras emitidas por el INE, no reflejan la realidad registrada en 2013.

Añadió que si se usará, la antigua metodología en este cálculo la subida de precios  en el país llegaría al 12,4%.

“Es la primera vez, en 10 años, que la inflación en diciembre, en el rubro de alimentos tenga una variación negativa del 1,21%, cuando incluso se decreto un doble aguinaldo”, cuestionó.

El presidente de la fundación Milenio, Roberto Laserna,  se mostró sorprendido por la ausencia de una corriente inflacionaria cuando se emitieron cerca de Bs 4.000 millones, por el pago de beneficios como aguinaldo  y la base monetaria creció en 6,000 millones. “No creo que se haya logrado recuperar ese dinero”, dijo.

No sería la primera vez que las cifras de la inflación sean manipuladas. Una de las explicaciones sería que se quiere controlar al aumento salarial de 2014, que según los expertos sería de entre 6 y7% con estas cifras de la inflación oficial, pero tendrían que sobrepasar el 15% si se usan cifras de inflación reales.

En otros temas el último informe del Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE), concluye que el saldo comercial, la diferencia entre lo que Bolivia importa y lo que exporta, registra una caída de 15% a noviembre de 2013, en comparación con el año anterior.

Las exportaciones bolivianas de enero a noviembre de 2013 alcanzaron un incremento de 3% mientras que las importaciones crecieron en 12%. Las exportaciones crecieron en US$337MM y las importaciones aumentaron en US% 856MM.

Bolivia tuvo un saldo comercial positivo con sus tres principales socios: Brasil (2.268 millones de dólares), Argentina (1.333 millones) y Estados Unidos (78 millones) mientras que los mayores déficits comerciales bilaterales se presentaron con China (- 844 millones), Chile (- 395), Alemania (-169), Italia (- 54), y España (- 15 millones de dólares).

Según Siglo 21 una de las cifras más impactantes de las importaciones de 2013 es que Bolivia tiene ahora una dependencia energética con Chile que ha remplazado a Venezuela como el mayor proveedor de diesel para Bolivia.

 

Comments are closed.