Estados Unidos tiene tanto crudo que ya no sabe dónde almacenarlo y esto podría llevar el precio aún más abajo. Almacena 1 millón de barriles al día y los almacenes no habían estado tan llenos desde hace 80 años y a mediados de abril ya no tendrán dónde almacenar más.

En ese momento, el precio podría desplomarse. Según un experto de Citibank podría llegar a US$ 20 el barril. En Europa el Brent se mantiene por el tema nuclear en Irán pero si la capacidad de almacenamiento de EEUU es expedida en abril el rebalse afectaría también al Brent.

En Bolivia ya sentimos los efectos del desplome de las cotizaciones de materias primas.

En enero, las exportaciones bolivianas se redujeron en 215 millones de dólares, en relación a enero del año pasado, de lo que se podría calcular que, en todo el año, con los precios actuales, los ingresos por ventas al exterior caerían en unos 2.500 millones de dólares, comparado con el 2014.

China hizo saber ayer que su economía crecerá este año en 7%, es decir la mitad de lo que estuvo creciendo en los últimos 15 años. Lo que significa que no demandará tantas materias primas como en los últimos diez años.

Los efectos de este anuncio ya se sienten en Bolivia y sobre todo en el sector minero en el que las cooperativas y las operaciones estatales están bajo presión por caídas en sus ingresos.

Entre las medidas anunciadas para contrarrestar la caída en los ingresos de Bolivia por el bajo precio del gas natural que cae con el precio del petróleo y los bajos precios de los minerales, se ha se ha anunciado un esfuerzo por producir más.

Para esto, se anunciaron inversiones en ambos sectores, gas y minería. Pero esto sólo da resultados en el largo plazo. En minería el gerente de la Empresa Minera de Huanuni, Gustavo Choque, nuevamente propone recortes a la planilla con el retiro de trabajadores que estén muy viejo o enfermos para trabajar. Los trabajadores se oponen aunque es la única propuesta con posibilidades de aumentar la eficiencia en el corto plazo.

Y en medio de estas informaciones, el presidente Evo Morales dio a entender que los departamentos que elijan a candidatos opositores en las elecciones del 29 de este mes no recibirán recursos del TGN.

“¿cómo voy a poder trabajar por la ciudad de El Alto con la gente de la derecha? Si quieren más obras acá está Édgar Patana, si quieren más obras acá está Felipa Huanca” dijo Morales mencionando a los candidatos de su propio partido.

Es decir que los recursos que hayan sido asignados a las diferentes regiones en el presupuesto nacional de este año no serían desembolsados a las gobernaciones y alcaldías que llegarán a ser dirigidas por opositores.

Como medida de austeridad esto sería antidemocrático y posiblemente ilegal o al menos anticonstitucional. Pero desde el punto de vista netamente económico podría ser una manera muy eficiente de ahorra recursos del Estado.

Según El Diario de La Paz, como van las cosas, el gobierno podría evitar el desembolso de recursos a La Paz, Santa Cruz y Beni, además de las gobernaciones o las alcaldías de Cochabamba, Chuquisaca y Tarija.

 

Comments are closed.