Como ya hemos escuchado los empresarios privados de Bolivia, o al menos sus representantes ya han aceptado el pago del doble aguinaldo y hoy definirán los detalles del plazo para cubrir este gasto no planificado.

Como era previsible, el tema del doble aguinaldo sigue generando discusiones entre los que lo quieren recibir y los que no quieren entregarlo, porque no estaba previsto.

Según ABI: El viceministro de Pensiones y Servicios Financieros, Mario Guillén, advirtió el martes que autorizar el pago de un segundo aguinaldo para los jubilados del país, demandaría un desembolso adicional de aproximadamente 600 millones de bolivianos, lo que derivaría en una suerte de déficit fiscal para el Estado boliviano, porque esos recursos no están programados en el gasto gubernamental.

Paradójicamente, el anuncio lo hiso el mismo día que lo ministros chalaban sus nuevos aviones par viajes de negocios.

El moderno y lujoso avión de fabricación francesa que fue recibido el lunes cuesta US$6,9MM. Y llega justo cuando en el país se habla de cuidar el presupuesto y la posibilidad de “déficit fiscal”.

Según Siglo 21, el mismo día que se lanzó la medida del doble aguinaldo, el gobierno aprobó un incremento del impuesto de importación para los automotores, con el argumento de que el TGN no tiene los recursos suficientes.

Y el Banco Central anunciaba que estaba retirando liquidez del mercado para controlar la inflación.

Lo que sugiere que aun es necesario ahorrar y que la Inflación aun es un peligro.

Cuando el presidente Morales aun estaba defendiendo el gasolinazo de 2010, usaba argumentos parecidos, como que los gastos son insostenibles. Y las críticas de entonces también mencionaban el nuevo avión presidencial que se había comprado el mismo año por US$38MM y sin licitación.

La paradoja es apreciada por los jubilados rentistas que han sido negados el doble aguinaldo y que están planificando una marcha desde Oruro hasta La Paz y llegarán casi al mismo tiempo a la ciudad de El Alto que los otros dos flamantes aviones de los ministros.

En una nota relacionada: La dirigencia del MAS decidió ayer en una reunión con el presidente Morales junto al vicepresidente Álvaro García, y sus asambleístas: no obligar a las autoridades electas del MAS y servidores públicos a que donen el 50% de su segundo aguinaldo para la campaña electoral.

Esta iniciativa será voluntaria; sin embargo, parte de los sueldos de la siguiente gestión serán para el plan proselitista.

En Tarija, la dirigencia masista había propuesto destinar el 50% del beneficio para ofertar en 2014 el binomio Evo-Álvaro.

Lamentablemente los aportes voluntarios del sector público a las campañas no tienen fama de ser muy voluntarios que se diga.

 

Comments are closed.