Si los cocaleros tuvieran que pagar impuestos sería más fácil saber cuánto espacio ocupan y cuánto producen, pero el sector sigue gozando de un régimen de exención impositiva que el actual gobierno no desea cambiar.

La opinión es del representante de la ONU, a propósito del descontrol de cocales que se da ahora, cuando un informe de Estados Unidos dice que Bolivia es el primer productor de cocaína en Sudamérica, después de haber superado a Perú y Colombia.

Los cocaleros ilegales del Chapare han anunciado que no permitirán el ingreso de las brigadas de erradicadores, porque saben que los productores independientes no están obligados a someterse a programas de erradicación y son libres de cultivar lo que quieran.

El privilegio de no pagar impuestos comprende a muy pocas actividades en el país. En este momento, las empresas petroleras gozan de una exención otorgada por el actual gobierno, los “gremialistas” tienen el mismo tratamiento, y también los cocaleros.

En un foro sobre la facilidad de abrir una empresa nueva en Bolivia se dio a conocer que Cada año el país pierde $us 3.000 millones por recaudaciones no realizadas a empresas informales.

El dato corresponde a un estudio de la Cámara de Industria, Comercio, y Turismo de Santa Cruz (CAINCO) que señala que la pérdida de recursos se debe al burocrático proceso de registro de compañías que demora 50 días.

En este periodo se realizan 14 gestiones ante 6 entidades diferentes, y el costo del papeleo es del 74% del Ingreso Per cápita de Bolivia.

Este es sólo uno de los desincentivos para que las empresas Bolivianas formen parte del mercado oficial.

En un encuentro en Santa cruz, El Gobierno y la Corporación Financiera Internacional (IFC), integrante del Grupo del Banco Mundial, han logrado un acuerdo para reducir estos tiempos a la mitad.

Este es un factor muy importante para las estadísticas de facilidad de hacer negocios en Bolivia, con lo que el de lograr el éxito en reducir el tiempo que se requiere para abrir una empresa podría mejorar la posición de Bolivia en los rankings mundiales.

Según el IFC, En Bolivia, el 60% de las empresas es informal. Según un informe del departamento de estado de EEUU estima que 70% de la economía Boliviana es informal, y las ganancias entran al mercado formal a través del sistema financiero.

Mucha de la economía informal se realiza en mercados fuera del sistema impositivo formal. La corrupción estatal es común en estos mercados y el lavado de dinero es probable. Porque no existen controles sobre la informalidad.

Según El presidente de la Cainco, Luis Barbery, que asegura  que según estudios internacionales la informalidad representa en el país un poco más del 60% del Producto Interno Bruto. Este sector además emplea entre el 62% y 67% de los trabajadores.

“Por ejemplo, si nuestro PIB es de $us 25.000 millones; si se toman al sector informal sería $us  40.000 millones”, señaló.

Incluir esta economía paralela informal a la economía formal, es más difícil que simplemente facilitar el trámite de registro  de una empresa. En esta economía informal se oculta también la economía criminal que es el resultado del narcotráfico, del contrabando, del tráfico de personas y otras actividades ilegales.

Sin embargo, el facilitar estos trámites de registró es un paso en la dirección correcta.

 

Comments are closed.