El precio de los minerales está a la baja y los ingresos del país están cayendo, tanto por las exportaciones como por las regalías. El sector minero redujo sus exportaciones el primer cuatrimestre en 25,3%.

El sector no tradicional, redujo sus exportaciones en 21,6% en el primer cuatrimestre.

Según las cifras del INE, las exportaciones de hidrocarburos de enero a abril de este año cayeron en 32,5%.

Hasta mayo los ingresos del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) disminuyeron en 18%, según datos del Servicio de Impuestos Nacionales (SIN).

Aun así Las recaudaciones  totales, muestran un incremento de 3%.

Los ingresos del Estado están bajo riesgo y por ahora la única respuesta ha sido la de aumentar las recaudaciones de impuestos del sector legal de la economía.

La disputa con los distribuidores de carne ha resultado ahora en un anuncio del ministro de economía en sentido de que los cocaleros tendrán que tributar. Los carniceros se habían quejado de que ellos debían pagar impuestos mientras los cocaleros no.

Claro que sólo el 3 de la coca del chapara por ejemplo se vende en el mercado legal, el 97 va al narcotráfico según los estudios más recientes. Un impuesto entonces se aplicaría sólo al 3% de la producción e esta región. La alternativa sería el primer paso a la legalización de la cocaína, al exigir que los narcos exijan factura por comprar su materia prima.

Volviendo al tema de la reducción en los ingresos del estado, las asignaciones de gasto están ahora también bajo mayor escrutinio.

Según la carta informativa Siglo 21, por alguna razón extraña, el gobierno ha decidido lanzar contra un sacerdote de la Iglesia católica una intensa campaña de desprestigio, a pocas semanas de la llegada del papa Francisco.

El sacerdote Mateo Bautista está haciendo una campaña para lograr que el gobierno conceda al ítem de la salud por lo menos 10% del presupuesto general.

Y el gobierno asegura que la campaña está equivocada porque la salud recibe un monto superior a 10%.

Sin embargo, el secretario de Hacienda de la gobernación de Santa Cruz, José Luis Parada, hace la siguiente exposición que da la razón al sacerdote:

  • El presupuesto general de la nación (PGN) 2015 llega a Bs 221.181 MM.
  • Para que el presupuesto de salud sea 10%, tendría que llegar a Bs 22.118 MM.
  • Pero ocurre que el ministro de Economía, Luis Arce Catacora, dijo al diario Cambio (11 de junio) que la asignación para salud es de Bs 14.000 MM.
  • Ese monto representa solamente 6,3% del PGE. Para llegar al 10% que propone Mateo faltarían Bs 8.118 MM.
  • Es decir un 3.7%  que se debería incrementar. • La diferencia entre 6,3% y 10% es 3,7%.

Ahí podía haber quedado el debate, pero el gobierno ha lanzado al ministro de la presidencia, al ministro de economía, a la ministra de salud y al procurador a exigir que Mateo se retracte.

La campaña del gobierno se amplia, pero inevitablemente insuficiente ya que se enfrenta a una ola de buena voluntad hacia la iglesia católica que acompaña la llegada del Papa.

 

Comments are closed.