El precio del petróleo cayó en 12,68% desde principios de mes y 48,9% desde hace un año. Esto explicaría la caída de 28% en las exportaciones de Bolivia en los primeros 5 meses del año.

La agencia internacional de Energía ha revisado sus estimaciones de demanda mundial y cree que la demanda se reducirá aun más por lo que se estima que el precio podría caer aun más hasta fin de año.

La sobre oferta que existe en el mercado se debe en parte a que la producción ha aumentado pero también a que la demnda no está creciendo a los niveles a los que lo había hecho en la década pasada.

Los efectos de la caída de los precios del petróleo son un síntoma del fin del supercico de precios de las materias primas. La producción de las materias primas se ha disparado y la demanda está cayendo.

El efecto se ve también en los minerales, el precio de los minerales industriales está cayendo porque durante el sueper ciclo se invirtió mucho en nuevas operaciones mineras en todo el mundo.

Estas operaciones están empezando a inundar el mercado con minerales que resultan mas baratos porque estas nuevas operaciones tienden a ser el resultado de minas nuevas más eficientes en las que la extracción es más barata.

Esto explica en parte el problema que enfrenta Potosí. Las exportaciones mineras de Bolivia han caído en 25,33% en valor entre enero y mayo de este año en relación al mismo periodo del año pasado.

Es decir que de cuatro dólares que recibíamos por minerales ahora recibimos 3. Para ningún departamento es esto más importante que para Potosí. La caída en la exportación de oro es 45%, el zinc cayó en 9%, la Plata en 17,64%, el estaño en 14,93%.

Las cifras oficiales dicen que la economía boliviana creció a 5,15%, mientras las exportaciones del país se derrumbaron. Las protestas de Potosí indican que algunos bolivianos viven en una realidad diferente a la de las cifras oficiales de crecimiento económico.

Las exportaciones de mineral cayeron en 25,33%, las de hidrocarburos cayeron en 32,49% esta caída es aun mayor a la de los minerales y representa una pérdida de US$738MM. La caída en las exportaciones de minerales significa US$329MM menos para el país y especialmente para los departamentos mineros.

Los Tiempos: El valor de las exportaciones no tradicionales cayó en un 22 por ciento hasta mayo con relación al mismo periodo de 2014.

Mientras que en volumen, la caída fue de 18 por ciento en el mismo periodo, según datos del Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE).

La jefa de la Unidad de Estadística del IBCE, Jimena León, atribuye la caída a la baja cotización de los precios internacionales y a una sobre oferta en el mercado externo.

La caída de las exportaciones significa que los ingresos del país en los primeros 5 meses de este año son menores en US$1200MM. Para las cifras oficiales esto de poca consecuencia pues en el mismo periodo la economía creció 5,15%. Para la población el fenómeno podría ser percibido de forma diferente.

Las protestas potosinas en las calles de La Paz podría ser un síntoma de que la población percibe la caída en los ingresos de Bolivia por exportaciones en forma diferente a la del ministerio de economía y las cifras oficiales.

 

One Response to 14 julio 2015 – Análisis Económico

  1. Victor dice:

    Una consulta, sobre la produccion de la coca en Bolivia, me gustaria saber su incidencia en el PIB de la economia boliviana, y el otro tema sobre el impuesto de la coca.